lunes, 10 de septiembre de 2007

Frialdad

Desde hace un par de días y a pesar del santo calor que hace en esta soleada ciudad, he sentido un extraño frío...

Esta frialdad esta direccionada a mi corazón, siento y quiero que mi corazón se enfríe nuevamente, me estaba habituando tanto a su calor que me ha entrado un pánico enorme.

Cuando mi corazón no ha sentido, cuando ha estado guardado en su respectivo baúl parece que las cosas son más fáciles y por este motivo quiero que vuelva la frialdad de hace un par de años.

Han pasado tantas cosas que este corazón fracturado ha ido sanando paulatinamente, siento que necesito protegerlo para que los próximos golpes que reciba no sean tan duros, no lo lastimen tanto y sobre todo, no sienta tanto.

Así que esta es una tarea muy fuerte a la que debo somerter a mi corazón... más no imposible... o sí?

3 comentarios:

  1. Hola Venus, esta semana he vistado mucho tu blog, como murcielago visita la oscuridad, inspirandome para hcer mi blog. He de decirte que escribes muy bien, muy dulce, muy bonito. Conozco a Cindy

    Frialdad... No te conzco pero por tu manera de expresarte creo que eres joven. Soy una persona muy fria que ya no esconde el corazon convertido en girones, un corazon con una vida pasada de vueltas de dolor de sufrimientos y lleno de incertidumbres, un corazon pasado de vuelta de la vida que no espera nada, un corazon sin lagrimas, seco, sin dolor, vacio y frio. Pero que solo tiene grabado en lo mas profundo: un te quiero, con el nombre de mi hija.

    Gracias. lo pondre en mi blog.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu visita Luis Javier... Definitivo los únicos que hacen que un corazón no se endurezca son los hijos...

    De nuevo, mis respetos hacía tí por tu fortaleza y enteresa con la que enfrentas tus situaciones...

    Un abrazo hasta donde estés!

    ResponderEliminar
  3. Un corazon frio no siente el dolor, tampoco siente el amor.
    Un corazon frio no siente dolor, tampoco siente el calor de un abrazo.
    Un corazon frio no sinete el dolor, tampoco siente el perdon.
    Que importa un poco de dolor si sientes el amor, el calor de una abrazo o el poder curativo del perdon.
    Mi corazon sufre, pero tambien ama, ha sido golpeado, pero ha sido abrazado y calentado con un beso, mi corazon se esta cayendo en pedazos, pero ha sido sostenido por el amor de mis amigos.
    Recuerda que el morjor corazon no es aquel que no sufre, el mejor corazon es aquel que sigue latiendo a pesar de todo.
    Tienes muchas razones y bendiciones para que tu corazon siga latiendo, que importa un poco de dolor.
    Estoy contigo, compartiendo tu dolor, por que se que tu compartes el mio y aunque no lo compartieras seguiria contigo, por que eres mi amiga y por que me importas.
    No temas al dolor, teme al no sentir mas dolor, por que tampoco sentiras el amor.
    Besitos.

    ResponderEliminar

Ni modo, verifica la palabra para comentar, no me gusta, pero de repente entra mucho spam... De cualquier manera, agradezco tu visita a este, tu espacio.